Pasión por la vida

Jesús a cada comunidad le ofrece el don de la paz como el fruto más excelso de su resurrección, quienes acogemos este don, comenzamos a entender a Dios de una manera nueva. Lo entendemos como un Padre apasionado por la vida de los hombres y mujeres, que nos invita a amar la vida de una manera diferente. Y la razón es muy sencilla. Jesús resucitado nos descubre, antes que nada, que Dios siempre pone vida donde los hombres ponemos muerte y genera vida donde la destruimos. Él hace, del amor por la...
Más